lunes, 25 de julio de 2016

El miedo a la innovación.

El miedo a la innovación.
Una de las razones de nuestra vida es el cumplimiento de planes, metas u objetivos que solemos tener para vivir la vida que soñamos pero para ello tenemos que vencer los obstáculos internos y externos que nos impiden lograrlas. La falta de conocimientos, habilidades, motivación, autoestima, compromiso auto conocimiento y miedo al fracaso, nos lleva a la mayoría de la gente a ver como se desvanecen por el camino los sueños por los que nos levantamos cada día.
Innovación es una palabra  se ha puesto muy de moda. Todo el mundo habla de innovación, las organizaciones la utilizan como adjetivo de sus propuestas, y parece que se ha quedado uno obsoleto si su proyecto no se arrima a este término tan "prometedor". Esto ocurre en todos los ámbitos: empresarial, social, político…. Pero ¿estamos convencidos para innovar?  ¿Es en verdad tan necesaria como se nos vende? ¿Es algo fácil de hacer?
Para que exista innovación debe existir creatividad, aunque esta por sí sola no garantiza la innovación. No es necesario inventar (aunque eso sería fenomenal), basta tan solo con aprovechar todas las herramientas tecnológicas que el mercado nos pone a nuestra disposición así como tener la capacidad de dirigirnos a un problema que queremos resolver buscando soluciones de fácil medición y entendimiento para que la gestión se acerque más a los objetivos propuestos.
Innovar es cambio, algo inevitable en nuestra vida seamos conscientes o no todo cambia a nuestro alrededor y ante estos cambios nuestra forma de reaccionar al principio es de rechazo por falta de costumbre, desconocimiento y falta de ganas o tiempo en buscar una nueva opción ya que esta situación nos obliga a salir de nuestra zona de confort  por eso son tan famosas las siguientes expresiones  que se dan con bastante frecuencia "Yo soy así y así he sido siempre", "es muy difícil cambiar".
El prolongado estancamiento económico que se inició en el 2008 está provocando desde unos años atrás que las empresas españolas se tengan que lanzar a una mayor competitividad para adaptarse al actual ciclo económico y esto dependerá de las variables en la que se encuentren por su sector o tamaño. Aunque todas tengan que poner especial atención a su desempeño, los procedimientos administrativos, la financiación empresarial, la formación, la innovación, o los factores propios del emprendedor derivados de sus motivaciones, capacidades y habilidades.
Esto exige una nueva cultura dentro de la empresa, más en coherencia con el mundo en que tenemos que sobrevivir ya que si es importante invertir en tener definida los valores de la empresa, su misión, su visión y su cultura más importante es utilizar  sus recursos en construirla sobre los conceptos que he descrito anteriormente con la intención de que sean tus colaboradores con su experiencia, motivación  e inspiración la fuerza que abra el camino.
Las cifras  solas ya no comunican, el convencimiento al colaborador sobre la rentabilidad, el beneficio neto o el flujo de caja  es una comunicación de escaso valor para él, pues lo único que busca son argumentos que les haga crecer personal y profesionalmente con los que pueda tener estabilidad en el tan exigente mercado laboral que les ha tocado vivir. El retenerlos es responsabilidad tuya y que te ayuden a crecer también.

"¿Por qué se ha de temer a los cambios? Toda la vida es un cambio." 
H.G. Wells


viernes, 22 de julio de 2016

Enemy Mine: Rethink Your Approach to the Competition

Enemy Mine: Rethink Your Approach to the Competition
“Keep your friends close and your enemies closer.” This quote -- variously attributed to Sun Tzu and Machiavelli and made more famous by Michael Corleone -- is good advice. However, the fast pace of business today means the line between “friend” and “enemy” is blurring. Your enemy today could become your ally tomorrow, and vice versa. Too many CEOs and entrepreneurs don’t think broadly enough about whom their competitors might be or how to deal with them. See if you are guilty of making some of these common mistakes when handling the competition:  

You only have a handful of competitors you recognize. Many entrepreneurs have a myopic view of their space and don’t look beyond it. It’s the role of leadership to constantly scan the horizon and look for competitive threats.
You ignore startups in your space. It is surprising how many CEOs and leaders know nothing about the startups in their industry. Just because a company is small today doesn’t mean they aren’t going to be a major competitor tomorrow.
You don’t know who your competitors are. What’s more likely, and as bad, are entrepreneurs who refuse to believe they have any competition. This is unrealistic and dangerous. Everyone has competitors, even if it isn’t obvious who those companies might be.
You treat competitors only as adversaries. There are many reasons to build relationships with competitors, including partnerships, acquisitions, and regulatory issues. 
How then should you approach the competition? Here are some recommendations.

Understand the competitive topology.

The importance of knowing the competitive landscape cannot be overstated. Many CEOs can quickly rattle off a list of four or five competitors, but many are stumped when asked to go beyond this. Bob Barker, managing partner of CEO advisory firm 20/20 Outlook, has some advice for companies looking to be acquired that you can apply to any business: Make a list of 20 potential competitors. It may seem difficult, but the exercise will make you think beyond the obvious to companies in adjacent or other vertical markets. This will help you uncover potential threats, buyers, and partners. You can better understand everyone’s strengths and weaknesses and then address your own. 

Watch out for disrupters.

Limiting your competitive approach to your current market may not be enough. Disrupted companies always miss the fact they are no longer competing against the current incumbents. Too many entrepreneurs get complacent, especially regarding startups. Don’t confuse current revenue with future results. It’s imperative to watch for startups that are getting traction. Remember, every company started as just an idea. And they are all trying to be the Uber of something.
The lesson is to continuously be on alert for changes in the market. Watch to see if customers start selecting new products and services based on a previously insignificant or unknown factor.

Develop relationship with all the key players.

People don’t want to do business with people they don’t know. I grew up in Ruston, Louisiana, population about 20,000. If you could afford to build a $2 million house in Ruston, you were in rare company. If you wanted to sell that house, then you’d better know who in town can afford it (or at least recognize them if they come knocking at your door).
The same principle applies when leading a business, whether you are trying to sell your company, partner with the right people, or band together to fight bad government policy. CEOs and executives who know their competition like the backs of their hands often do not have a personal relationship with a single soul at those companies.
Take the time to develop the right relationships. Seek out their company at trade shows and other events. Ask them to lunch. It’s worth the effort.

Check your attitude.

Not everything you do competitively has to be about taking business away from each other. Another reason to reach out to competitors is to collaborate on making the pie bigger. This is especially important when you are trying to bring awareness to your market. The relationships you develop can be beneficial from a personal and professional development standpoint as well.
It’s easy and even beneficial at times to have an “us vs. them” mentality. Keeping your friends close and your enemies closer is smart business, as long as you realize all the nuances. Set yourself up for success by understanding who your current competitors are, scanning for new ones, and developing relationships with all.


jueves, 21 de julio de 2016

Cinco lecciones de negocios de los Rolling Stones

The Rolling Stones:  de izquierda a derecha, Mick Jagger, Charlie Watts, Brian Jones, Keith Richards y Bill Wyman.

La grandeza de los Rolling Stones —su impresionante producción de música y letras, las décadas de peleas y embrollos en los tabloides, los estadios a reventar— opacan un hecho aún más interesante: durante las últimas cinco décadas, este grupo formado en un bar de Londres en 1962 ha sido una de las empresas más dinámicas, rentables y perdurables del mundo. En el curso de mi largo estudio de la banda de rock más grande del mundo he extraído cinco lecciones o estrategias que cualquier presidente ejecutivo o emprendedor debería tener en cuenta cuando planea a largo plazo.
Escoja el nombre correcto. Originalmente, la banda se llamaba “Little Boy Blue and the Blue Boys”. Brian Jones, entonces guitarrista principal y cara pública de la banda, le dio a ésta su nombre definitivo la noche anterior a su primera presentación oficial. La inspiración se la dio la cubierta de uno de sus discos favoritos: The Best of Muddy Waters. La canción cinco del lado A se llamaba Rollin’ Stone.
Fue el manager del grupo de esa época, Andrew Oldham, quien completó la transformación meses después. “¿Cómo esperan que la gente los tome en serio cuando ni siquiera pueden escribir su nombre correctamente?” Entonces los Rollin’ Stones se convirtieron en los Rolling Stones. El nombre comunicaba todo lo que hacía falta saber sobre las raíces del grupo y el tipo de música que tocaban.
Sepa lo que el mercado quiere de usted. Cuando los Stones escucharon en la radio el primer sencillo de los Beatles, Love Me Do, todavía estaban viviendo en una pocilga londinense, acostándose tres en una cama para no sentir frío. Para cuando los Stones conocieron el éxito con su propio sencillo, los Beatles ya habían ocupado el espacio de los chicos lindos, queribles y que no matarían una mosca. Eso les cerró un mercado, pero les abrió otro.
“Para cuando salimos, los Beatles estaban usando sus sombreros blancos”, explicó Keith Richards. “¿Dónde nos dejaba eso?”. En lugar de tratar de convertirse en los nuevos Beatles —como lo hicieron muchas otras bandas—, los Stone se convirtieron en lo opuesto. Si los Beatles eran los chicos buenos, ellos serían los malos; si los Beatles eran el amor, ellos serían el sexo. Reconocieron un nicho de mercado y lo ocuparon.
La banda en su reciente visita a Cuba.Ruegue, pida prestado, robe. En una época en la que las listas británicas de música pop estaban llenas de bandas blandas, Brian, Keith y Mick Jagger optaron por el blues de Chicago. Los Stones empezaron como una banda de covers, interpretando versiones bastardeadas de canciones que ellos adoraban. Trataron de copiarlas exactamente pero no pudieron evitar mancharlas con sus propias experiencias.
La primera composición real de Mick y Keith muestra este proceso en acción. Grabada en 1965, The Last Time tiene todos los elementos que se convertirían en características de sus mejores canciones: el riff de apertura, el ritmo, el tema infame. La canción sigue estrechamente una versión de la canción góspel This May Be the Last Time por los Staple Singers, pero Keith reelaboró la canción y le agregó garra y velocidad. El mayor cambio fue la letra. Un himno sobre Jesús y el Día del Juicio se convirtió en una canción pop sobre chicas y desgracias adolescentes.
Suelte el ancla antes de que lo hunda. Los Stones fueron la creación de Brian Jones, quien impresionó a Mick y Keith cuando lo escucharon tocar en Londres. Pero para fines de los años 60, Jones estaba en problemas, una víctima temprana del uso de drogas. Faltaba a las sesiones y desaparecía cuando estaban de gira. El 8 de junio de 1969, Mick, Keith y Charlie Watts fueron a la casa de campo de Brian y lo despidieron. Un mes después, Jones estaba muerto, lleno de pastillas y alcohol, ahogado en su propia piscina.
¿Por qué han durado los Stones mientras que otros grupos han desaparecido? Siempre que le hago esta pregunta a algún veterano, recibo la misma respuesta. Es por Mick y su lucidez, su falta de sentimentalismo. Las personas demasiado consideradas no alcanzan el gran éxito.
Nunca deje de reinventarse. Los Stones han pasado por al menos cinco iteraciones estilísticas: banda de covers, pop y rock ácido de en los 60, groove de los 70 y New Wave de los 80. En un punto perdieron la capacidad y elasticidad para reinventarse —envejecieron—, pero el hecho de que lo hayan hecho tan bien durante tanto tiempo explica su inagotable relevancia.
Los Stones han vivido y han muerto y renacido una y otra vez. El resultado de esto es que para distintas generaciones de adultos, el sonido de sus años de secundaria es el de los Rolling Stones. Los Beatles probablemente los superan en éxitos, pero no se les aproximan en capacidad de reinvención. Los Beatles se reinventaron una vez, tal vez dos. Los Stones lo han hecho tantas veces que bien podrían ser inmortales.
—El nuevo libro de Rich Cohen, The Sun & The Moon & The Rolling Stones (algo como El sol y la luna y los Rolling Stones), de la editorial Spiegel & Grau, se distribuye a partir del 10 de mayo en inglés en Estados Unidos.

miércoles, 20 de julio de 2016

Por qué la tecnología te hace más feliz en el trabajo


Cada vez más profesionales valoran que la empresa se haya...

La incorporación de herramientas que facilitan la movilidad repercute de forma directa en el día a día de la oficina. El resultado: empleados más productivos, satisfechos y leales a la compañía.

Soluciones tecnológicas que usamos en nuestro día a día como WhatsApp han pasado la línea de lo personal y han llegado para quedarse al plano profesional. Las grandes corporaciones han adaptado herramientas de este tipo a su día a día. Frente a los escépticos que pueden pensar que lo único que consiguen estas fórmulas es distraer a los empleados, lo cierto es que su implantación repercute directamente en los resultados y en el bienestar de los profesionales.

"Los propios empleados demandan la digitalización. Es algo esencial para conseguir una comunicación fluida, ser más competitivos, fomentar la innovación, así como para desarrollar un sentimiento de pertenencia", asegura María José Fraile, directora corporativa de recursos humanos en Meta4.

Las herramientas pueden ir desde el correo electrónico en el móvil, hasta bases de datos o sistemas de CRM. "Las soluciones deben proporcionar movilidad y seguridad en el acceso. El objetivo es que el empleado trabaje de forma cómoda en cualquier sitio, siempre de manera segura, y que la red le identifique y le dé los privilegios necesarios para trabajar de forma eficiente", explica José Tormo, responsable de Aruba Networks.Así, los efectos de la implementación de soluciones móviles son, sobre todo, un aumento en la productividad (16%), creatividad (18%), satisfacción (23%) y lealtad (21%). Estas son las principales conclusiones del estudio Movilidad, rendimiento y compromiso, realizado por The Economist Intelligence Unit (EIU) y patrocinado por Aruba. Tras entrevistar a 1.865 empleados de los principales mercados occidentales, como Estados Unidos, Alemania y Reino Unido, se refleja cómo la #genmobile (profesionales que en su mayoría tienen entre 18 y 35 años) está ejerciendo una gran presión a la hora de incorporar estas soluciones en los puestos de trabajo. Se trata de una generación que concibe que el trabajo se puede desarrollar a cualquier hora y en cualquier lugar y tiende a emplear el móvil para trabajar más que otros grupos. De hecho, el 40% de ellos asegura que nunca formaría parte de una empresa que no les permitiera utilizar sus propios dispositivos para desarrollar sus tareas.
Estrategia

La implantación de estas soluciones debe ir acompañada de una adaptación de los entornos de trabajo. "Se trata de un cambio cultural. Por ejemplo, el hecho de que todo esté en la nube hace que haya una mayor flexibilidad y se fomente el espíritu de colaboración entre empleados de la misma empresa incluso con los de otras compañías", señala Pedro Moneo, CEO de Opinno.

Según este informe, los profesionales consideran que un uso eficaz de la tecnología se consigue, en primer lugar, con una correcta asistencia técnica IT para los dispositivos móviles personales en el caso de que se dé algún problema. Otra de las políticas reclamadas por los profesionales es que se aumente el uso de apps que favorezcan la comunicación. "Los servicios de mensajería instantánea se van a convertir en los nuevos navegadores. Por ejemplo, las firmas poco a poco aumentarán su uso de WhatsApp para atender a los clientes, proporcionar información, ofrecer descuentos y, al mismo tiempo, esto les permitirá conocer más datos sobre su público", matiza Moneo. Asimismo, todo ello debe ir acompañado de la creación de áreas de trabajo que no estén basadas en un mero escritorio, sino en un espacio en el que se permita emplear los dispositivos móviles dentro de la oficina.

Coordinación
El hecho de que la tecnología juegue un papel esencial en el rendimiento y el compromiso del personal hace que áreas aparentemente tan diferentes como la tecnológica y la de recursos humanos se deban ir de la mano. Es así como el CIO (jefe de sistemas) se ha convertido en un componente esencial en la experiencia y el desarrollo del empleado.

"El departamento de recursos humanos debe liderar la gestión del cambio basada en las nuevas herramientas y la relación con los desarrolladores ha de ser como la que se tiene con un socio, asegurando una total alineación con la tecnología", concluye David Plaza, director de Informática de Adecco España e Iberoamérica.

Los países que más valoran las nuevas herramientas
Si la empresa se ha transformado digitalmente ya es un criterio para muchos profesionales a la hora de valorar a una compañía. Según el estudio 'Movilidad, rendimiento y compromiso', realizado por The Economist Intelligence Unit (EIU), los empleados consideran la capacidad de trabajar donde y cuando lo deseen como un aspecto clave para estar totalmente satisfechos en su puesto de trabajo. En concreto, el 38% de los profesionales encuestados daba prioridad a este aspecto, con el Reino Unido a la cabeza (43%). Pero estas soluciones deben garantizar una comunicación continua que haga que aquellos que trabajan fuera de la oficina se sientan unidos a los proyectos y desarrollen así un sentimiento de pertenencia. Si no es así se corre el riesgo de que se sientan desvinculados de la compañía. Además, apostar por la flexibilidad es otro factor clave para asegurar la lealtad de los empleados. En este sentido, los profesionales de Singapur, Emiratos Árabes Unidos y Estados Unidos son los que más importancia dan al trabajo flexible. Por otra parte, la capacidad de colaborar con diferentes compañeros gracias a las soluciones móviles es la categoría más valorada por los alemanes, franceses y japoneses. A pesar de ser que la implantación de la tecnología es ya una obligación, aún en el 42% de las empresas encuestadas no se encontraron aplicaciones aptas para su uso en el trabajo colaborativo, aunque el 33% empleaba videoconferencias y el 31%, servicios de mensajería instantánea.

Soluciones para el día a día profesional
"La llegada de las nuevas herramientas en el día a día de la empresa contribuye a una reducción de costes y a ofrecer a los clientes un trato más personalizado. Actualmente, el reto se encuentra en aplicar la inteligencia artificial para resolver asuntos corporativos", asegura Pedro Moneo, CEO de Opinno, quien ve en ello una manera de solucionar problemas cotidianos de una forma más sencilla. Moneo encuentra en la herramienta 'X.ai' un ejemplo básico de 'app' de inteligencia artificial. Se trata de un asistente personal que programa citas y reuniones. Por ejemplo, se encarga de tareas relacionadas con el envío de 'emails' para convocar a los compañeros, teniendo en cuenta la disponibilidad del usuario. En una línea similar opera 'Siri', la asistente de voz de iPhone que se vincula con otras 'apps' como el servicio de mensajería, el correo electrónico o el calendario. Otra posibilidad es emplear 'Slack', herramienta que agrupa todos los mensajes y contenidos relacionados con el trabajo. Ofrece servicios de mensajería a tiempo real y compartir archivos en una conversación en grupo o privada.


martes, 19 de julio de 2016

"La falta de humildad puede conducirnos al fracaso"

“Trabajar con personas brillantes reafirma tu deseo de ir cada vez más lejos”. Con esta recomendación se dirigió Alexandre Burmaian, presidente del Banco Sofisa, a los alumnos del Executive MBA São Paulo durante la ceremonia de graduación de la promoción 2016, celebrada recientemente en la ciudad brasileña, en un año que coincide con el 50 aniversario de otro programa de la escuela, el MBA.
El acto fue la culminación de un recorrido de 18 meses en el que los 28 participantes han recorrido medio mundo: desde São Paulo hasta Barcelona, pasando por Shanghái y Nueva York, en un programa que ya va por su 3 edición.
Burmaian explicó cómo llegó a ser presidente de Sofisa, un banco de control familiar con casi 60 años de historia. Según el directivo, además de contar con el ejemplo de su padre, que “me enseñó a trabajar duro y de forma honesta”, también fue fundamental “observar cómo actuaban las personas talentosas”. “Esta atracción natural por ese tipo de personas me permitió, ya desde muy joven, formar equipos que me demostraron que es posible hacer cosas sorprendentes”.
Fue así como Sofisa, “el David en un mercado de Goliat”, creó en 2011 el primer banco online de Brasil, Sofisa Directo.
El directivo brasileño recordó la frase de Andrew Grove, uno de los principales ejecutivos de Intel: “El éxito alimenta la complacencia, la complacencia alimenta el fracaso, y solo el paranoico sobrevive”. Y la personalizó: “Solo los paranoicos y los humildes sobreviven, porque el ingrediente común de los paranoicos, según el propio Grove, es la humildad”.
Burmaian también destacó que, en un mundo donde la meritocracia se ha traducido en obtener resultados a toda costa, “los mejores ejecutivos que conocí destacaron por la forma como trataban a las personas”.

La importancia de la ética

El profesor José Ramón Pin, director académico del EMBA São Paulo, dio a los nuevos graduados la bienvenida a la comunidad de antiguos alumnos de la escuela, integrada por más de 45.000 directivos y empresarios. Y les recordó que "estamos aquí para festejar vuestros éxitos y ayudaros en vuestras dificultades, porque el EMBA de verdad empieza ahora. Tenéis que devolver a la sociedad lo que habéis recibido, y en eso también queremos ayudaros”.
Pin les recordó la importancia de actuar con criterios éticos en la empresa. “Porque la falta de ética repercute en la felicidad de cada uno”. Aristóteles ya afirmaba que el problema de actuar con injusticia es que te vuelve injusto. Además, sin ética no es posible tener amigos, y sin amigos, decía el filósofo griego en su Ética a Nicómaco, “nadie quisiera vivir, aunque tuviera todos los bienes del mundo”.
El profesor subrayó la importancia de los “amigos verdaderos” que se llevan los nuevos graduados del programa. “En el EMBA hemos aprendido la co-opetición, cooperar y competir a la vez. No se trata de ser el más brillante, sino el que más aporta al conjunto. A partir de ahora tenéis que hacer lo mismo con vuestros compañeros, más aún si la distancia os separa”. Y eso con todos, incluso con aquel “que parecía que no tenías afinidad personal. Porque todos tenemos nuestra función en la vida”.

Más allá de los conocimientos sobre la empresa

El presidente de la promoción 2016 del EMBA São Paulo, Lucas Tolosa Jorge, se hizo eco de las palabras de Pin e insistió en la importancia de la amistad: “Uno de los aspectos más relevantes de estos dos últimos años ha sido compartir las diferentes historias y culturas de hombres y mujeres sin igual”.
Tolosa también recordó el papel principal que los graduados de esta promoción van a jugar en la concienciación y transformación de la sociedad, dada la compleja situación que atraviesa la economía brasileña y mundial.